Inglés

Aprender inglés en casa con niños

Aprender inglés en casa con niños

¿Te gustaría saber cómo avanzar en el aprendizaje del inglés en casa con niños? Existen diferentes fórmulas que te ayudarán a motivarlos para que su estudio resulte mucho más atractivo. Llevarlas a la práctica en tu hogar te será de una gran utilidad.

¿Cómo aprender inglés en casa con niños? Si te haces esta pregunta, el texto que estás leyendo es para ti. En él hemos reunido un total de 10 recomendaciones que se caracterizan por su efectividad. Haz la prueba y descubrirás cuál es su resultado.

Además, te recomendamos que recurras a italki para ampliar tus propios conocimientos de la lengua de Shakespeare. En nuestra plataforma de enseñanza de idiomas te presentamos un método verdaderamente rápido, capaz de convencerte desde el primer día.

1. Elige películas que les entusiasmen

Seguro que tus hijos son de los que disfrutan al máximo con el cine. Si cuando les preguntan por sus películas favoritas, saben de sobra qué responder, aprovecha para tomar buena nota. Lo siguiente que deberás hacer es buscar esos títulos que tanto les entusiasman, pero en inglés.

Si no lo tienen claro, elige estas producciones cinematográficas:

  • Inside out.
  • The Princess and the Frog.
  • The Lion King.
  • The Incredibles
  • Despicable Me
  • Free Birds
  • Cloudy with a Chance of Meatballs.
  • How to Train your Dragon.
  • Finding Nemo.
  • Ice Age.

Otra opción muy interesante puede ser buscar programas y series de televisión para que también los vean en versión original. Poco a poco, se irán acostumbrando a disfrutar del ocio en el idioma que deseas que aprendan.

2. Organiza un karaoke con canciones de moda

Esta es una magnífica forma de que continúen aprendiendo inglés sin dejar de divertirse. Y lo van a conseguir. Haz que se olviden de los libros de texto y los deberes que han de hacer al salir de clase.

Para ello, transforma una de tus habitaciones con el fin de que parezca un local listo para acoger actuaciones musicales. Monta un karaoke y procura que no se te olvide ni el micrófono. Cuando lo cojan en su mano para entonar las piezas elegidas, se sentirán auténticos artistas, como los que ellos siguen.

Deja que sean tus hijos quienes seleccionen los temas que deseen interpretar entre aquellos que hoy están más de moda. Se encuentran a punto de adquirir nuevos conocimientos mientras se lo pasan en grande. No te olvides de aplaudirlos después de cada actuación. ¡Seguro que se lo merecen!

3. Anímalos a leer libros y revistas

3. Anímalos a leer libros y revistas

Si los más pequeños de la casa son aficionados a la lectura, anímalos a que lean. Pero consigue que lo hagan en el idioma con el que ya se están familiarizando. Es un modo de unir el placer por los libros con el estudio del inglés.

Pero ¿cómo hacer que los niños lean en inglés? Para empezar, busca títulos que se adapten por completo a su nivel actual. Si los textos les parecen difíciles en exceso, provocarás el efecto contrario. Se desmotivarán y abandonarán el hábito que anhelas que cultiven. Algo similar puede ocurrir si les resultan muy sencillos.

¿Qué creaciones literarias pueden interesar a los más pequeños de la casa? Estas configuran una atractiva selección:

  • What is it?
  • Nothing is what it seems.
  • The Christmas Pig.
  • Diary of a Wimpy Kid.
  • Skandar and the Unicorn Thief.

Además de libros, pueden leer, igualmente, otras publicaciones. Es el caso de cómics, revistas, cuentos, etc.

4. Coloca letreros en tu vivienda con el nombre de cada objeto

Convierte esta propuesta en un juego que les ofrezca la posibilidad de divertirse una vez más. Se trata de colocar pequeños letreros en muebles, artículos de decoración y otros enseres. Cada uno de ellos mostrará su nombre y, como ya habrás imaginado, se reflejará en inglés.

De esta manera, a fuerza de verlos a diario, los irán aprendiendo sin darse apenas cuenta. Comienza por la cama, la mesa de la cocina, la bañera, el sofá, el armario ropero…

El juego puede comenzar antes, en el momento en el que vayas a escribir los letreros. Busca varias cartulinas de colores y haz que las recorten en rectángulos del mismo tamaño. A continuación, pídeles que escriban en cada recorte el nombre de un elemento del hogar. Si lo necesitan, pueden consultar un diccionario para su traducción.

También pueden adornar los pedazos de cartulinas con pegatinas que les gusten. Quizás pegatinas que representen corazones, estrellas, emoticonos, animales, etc.

5. Festeja los días especiales y sus costumbres

Además del idioma, es interesante que descubran las fiestas y las tradiciones más arraigadas de los países de habla inglesa. Se presenta como una oportunidad muy interesante para que empiecen a llevar a cabo una inmersión en su cultura.

Comienza por buscar qué festividades destacan en el calendario de lugares como Reino Unido y Estados Unidos. Seguro que Halloween es, por ejemplo, una de ellas. Haz que tenga eco en tu casa. Celébrala en familia y aprovecha la ocasión para contarles a los niños su historia. Seguro que les hace mucha ilusión conocerla.

Aprender inglés no es algo que tenga que estar reñido con disfrutar de fechas señaladas. Y son varias las que puedes empezar a conmemorar. Pronto todas estas citas pasarán a ser importantes para ellos.

6. Organiza unas vacaciones en un país de habla inglesa

Tienes que admitir que este es el plan ideal. Elige un destino turístico en el que no tengas más opción que hablar inglés. Resulta tan tentador que toda la familia disfrutará por igual de esta alternativa de ocio y tiempo libre.

Tanto tú como los pequeños romperéis el hielo. Os lanzaréis a hablar en esta lengua para comunicaros con los nativos. Escucharla durante las 24 horas te permitirá hacer oído, como coloquialmente se dice. Lo mismo ocurrirá con los niños. Supone la experiencia inmersiva de mayor éxito que puedas imaginar.

Antes, comienza a preparar el viaje. No dudes en hacerlo con varias semanas de antelación. Invita a tus hijos a buscar información sobre el lugar elegido para esta escapada y también imágenes. Podrían dedicar un día o dos por semana a esta tarea.

7. Cambia el idioma de su ordenador o tableta

Para que los pequeños se familiaricen cada vez más con su segundo idioma, elígelo en sus dispositivos informáticos. Con ello lograrás que su ordenador, su tableta y su teléfono móvil lo empleen en todo momento y ellos no tendrán más remedio que utilizarlo de igual modo.

Como consecuencia, comenzarán a pensar en inglés y a coger más soltura. Aprenderán terminología y se desenvolverán a la perfección si en el futuro han de utilizar un dispositivo en este idioma.

8. Desarrolla una actividad cotidiana en inglés

¿Cómo puedes hacer más atractivo el que los niños hablen en inglés? La solución está en las actividades más cotidianas que tienen como escenario tu propia casa. Elige una de ellas y desarróllala hablando exclusivamente en esta lengua.

Si no sabes por cuál decantarte, escoge una de estas ideas:

  • Recoger los juguetes en su cuarto.
  • Cocinar un postre para la cena.
  • Poner la mesa para comer en familia.
  • Ordenar las prendas de ropa en su armario.
  • Su aseo personal paso a paso.

9. Habla en inglés para que tomen ejemplo

Tus hijos están en una edad en la que te toman como ejemplo en cada momento. Quieren hacer las mismas cosas que tú porque, al fin y al cabo, eres su modelo. Si lees un libro en su presencia, ellos querrán leer. Si haces ejercicio físico, también intentarán ponerse en forma.

Por este mismo motivo, si hablas en inglés cuando estás en tu hogar, ellos acabarán igualmente por hacerlo. Asimilarán este hecho como algo positivo.

10. Amplía tus conocimientos con un profesor de inglés particular online

10. Amplía tus conocimientos con un profesor de inglés particular online

Para que puedas contribuir al aprendizaje de tus hijos, resulta imprescindible que tú también avances en su estudio. No importa cuál es el nivel que tengas hoy. Puedes comenzar a formarte desde este mismo momento para adquirir cada vez más conocimientos.

La mejor opción es elegir un profesor inglés particular online. Es la alternativa idónea para aprender con una mayor rapidez.

¿Qué ventajas conlleva tener un profesor particular online?

Son varios los beneficios que tiene aparejados:

  • Tendrás la posibilidad de elegir el docente que consideres más apropiado para ti.
  • También escogerás el método de estudio y la temática.
  • Serás quien marque el ritmo de las clases.
  • El profesor focalizará su atención en ti de modo exclusivo.
  • Podrás formularle todas tus dudas y preguntas.
  • Tú decides qué día y a qué hora recibes cada clase.
  • Puedes seguir cada una de las lecciones desde el lugar que desees.
  • Ahorrarás tiempo y dinero al no desplazarte a un centro de estudios.

¿Cómo aprender inglés en casa con niños? Estas son algunas ideas a las que puedes recurrir cuando te hagas esta pregunta. Descubrirás en breve lo útiles que son.

Recuerda que el inglés en casa con niños puede ser, de este modo, algo ameno y divertido. No olvides nuestro consejo: Aprende inglés con italki. Ponte en contacto con nosotros y te facilitaremos la información que necesites

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.