Ruso

Consejos para leer ruso

Consejos para leer ruso

¿Cómo puedo aprender ruso desde mi casa? O bien, ¿cómo puedo aprender a leer ruso desde mi casa? son preguntas que seguramente te hayas hecho alguna vez. La comodidad de no moverse del hogar y aprender un idioma no son incompatibles. Tienes recursos y oportunidades online, como los que encontrarás en la plataforma de italki que te recomendamos. En este artículo te ayudaremos con algunas reglas básicas que debes conocer antes de dar el paso para leer en ruso.

Algunas claves para saber cómo leer ruso

El alfabeto cirílico es complejo. Además de esto, cada persona tiene un ritmo de aprendizaje diferente. Dependiendo de si empiezas de cero o de cuál es tu habilidad con los idiomas, el ritmo será más o ,menos rápido. De cualquier manera, algunos estudios ponen una cifra a su aprendizaje: más de mil horas estudiándolo de media. O, lo que es lo mismo, 18 meses si le dedicas dos horas al día.

Esto no quiere decir que vayas a aprender a hablar ruso como un nativo. Se trata de una aproximación de las horas que has de invertir para ser capaz de mantener una conversación. Para un aprendizaje completo, no es suficiente con hablarlo, también es necesario ser capaz de leerlo.

A la hora de enfrentarte al ruso escrito, has de tener presente una serie de consejos que te damos a continuación.

La pronunciación del alfabeto cirílico

Comprender que el alfabeto cirílico no tiene las mismas letras que el latino es el primer paso para entender su complejidad. Si diste la asignatura de griego en el instituto, será más fácil para ti. Y es que el ruso está basado (ligeramente) en esta lengua clásica.

Además de esta base, te aclaramos algunas pronunciaciones. Por ejemplo, la «B» rusa se pronuncia como la «V» latinoamericana. En España es el mismo sonido, pero si pones los dientes superiores sobre el labio inferior al decirla, suena diferente. Entonces, te preguntas: ¿seré capaz de pronunciar el ruso? Claro que sí, con paciencia y constancia.

Por otro lado, la letra д es un carácter especial que no encontramos en nuestro alfabeto. Sin embargo, su pronunciación te puede recordar a una «D» mayúscula. Es cierto que no hay diferencia de pronunciación en castellano entre mayúsculas y minúsculas. Pero si pensamos en una D muy pronunciada, seguramente ya vamos imaginando cómo sonaría.

Otra letra curiosa es la «e» con diéresis: «ë». Se pronuncia igual que el diptongo castellano «io». Mientras que la innombrable letra ж es como una «s» aspirada, que en inglés correspondería al «sh».

Con estas sencillas recomendaciones, seguro que leer ruso será un poco menos complicado para ti.

Empezar a ver películas en ruso con subtítulos

Consejos para leer ruso

¿Es bueno ver películas en ruso si no tienes ni idea? Ver películas en este idioma es un objetivo ambicioso para los novatos, pero te proponemos que no lo hagas con la idea de entender algo, sino para fijarte en la fonética. Puedes empezar poniendo subtítulos en español para, después de un tiempo, ponerlos ya en ruso.

Este último paso puede generarte bastante confusión al principio, pero es algo básico para aprender a leer en ruso. Poco a poco tu cerebro irá asociando las palabras de este idioma a la pronunciación de los actores e irás aprendiendo casi sin darte cuenta. Eso sí, procura ponerte contenidos sencillos, por ejemplo, dibujos animados para niños, ya que hablan más despacio y usan un lenguaje más simple.

Escribir palabras que no conoces

Si tomas notas de aquellas palabras o expresiones que no conoces, pero que son habituales, puedes aprenderlas mejor. La manera de que se te queden más fácilmente es escribirlas muchas veces y, a continuación, usarlas en frases.

Al final se trata de aprender aplicando las mismas técnicas que cuando éramos pequeños y estábamos comenzando a escribir, es decir:

  • Asociar los sonidos con la grafía de las letras.
  • Componer palabras.
  • Utilizar palabras en frases.
  • Practicar, practicar y practicar.

Escucha canciones en ruso

Aprender a tararear la melodía de una canción que nos gusta mucho en otro idioma siempre nos ha resultado fácil y divertido. Es decir, que las cosas que se hacen con gusto no cuestan nada de trabajo.

¿Es posible aprender ruso de una forma divertida? Esta es la idea: aprender un idioma complejo de forma que cueste lo menos posible. Hoy en día, con plataformas como YouTube o Spotify, puedes buscar grupos rusos o cantautores que te gusten y escucharlos sin parar.

Una vez que hayas decidido que la canción te gusta, busca la letra en Internet y lee a medida que escuchas la música. Aquí te dejamos algunos de los artistas locales que más pasiones despiertan.

  1. Jack Wood. Se trata de una banda de rock cuyos orígenes están en Siberia, concretamente en Tomsk. Entre sus logros se encuentra ser la primera banda rusa que participó en el festival británico de Glastonbury, en 2015. Si te gusta la serie House of Cards, seguro que has escuchado algunas de sus canciones.
  2. Korol i Shut. Banda de rock originaria de San Petersburgo. Su música es un tanto especial, ya que combina este género con sonidos de otros. La temática de sus canciones se basa en fábulas medievales y cuentos tradicionales.
  3. Amatory. Otra banda de San Petersburgo, pero esta de metalcore, que está cosechando muchos éxitos internacionalmente. Ya tiene en el mercado seis álbumes y ha realizado varias giras por toda Europa.
  4. Apshell. Por último, te recomendamos una banda que nació a finales de la primera década de este siglo. Concretamente, Apshell adoptó desde el principio el género del metal alternativo, pero lo combina con otros, como el indie.

Aprender a leer ruso con libros

Aprender ruso leyendo libros es algo que podríamos considerar una forma más avanzada de aprendizaje. Si ya has tenido cierto éxito viendo películas y escuchando música en ruso, puedes dar el siguiente paso. Como en la televisión, te recomendamos que comiences a leer libros infantiles, con palabras y frases muy sencillas. Al final serán las que más utilizarás.

Un truco para mejorar la pronunciación a medida que leas es hacerlo en voz alta, grabarte y luego escucharte. Si puedes comparar tus frases con las de un nativo, mucho mejor. Recuerda que la pronunciación en los idiomas es más importante de lo que se cree. Si la palabra que se dice está mal pronunciada, tu interlocutor puede no entender nada.

Aprender a leer ruso con libros

Para un nivel más avanzado, te aconsejamos que intentes leer literatura rusa del siglo XIX. No solo porque fue una época dorada para las letras de aquel país, sino porque aprenderás mucho de su cultura. La corriente literaria de Dostoyevski, Leskov, Glujovski o Chichkine te permitirá conocer expresiones interesantes de vocabulario. Recuerda seguir apuntando nuevas palabras que consideres útiles.

Reglas para tener en cuenta en el idioma ruso

Para cualquier hispanohablante, el idioma ruso es, en sí mismo, una curiosidad en todas y cada una de sus vertientes. Pero, a medida que lo vayas conociendo, te darás cuenta de que hay unos aspectos más complejos que otros a la hora de leer y entender. Siempre puedes contratar a un profesor de ruso para que te inicie en esta lengua. Si quieres mirarlo por tu cuenta, echa un vistazo a estas reglas básicas.

En primer lugar: los casos

Los casos dan sentido a algunas palabras. Esta regla es muy importante a la hora de leer frases y llegar a entender el contexto. Los casos rusos son seis y su función es dotar de información al sustantivo.

  • Genitivo: Se puede traducir al castellano como «de la» o «del» e indica pertenencia.
  • Nominativo: Responde a las preguntas «¿qué?» o «¿quién?». Normalmente te los encontrarás en los diccionarios oficiales como forma de presentar los sustantivos.
  • Acusativo: Indica el objeto o la persona destinataria de una acción.
  • Dativo: Es como el complemento indirecto en castellano, es decir, el que responde a la pregunta «¿a quién?».
  • Preposicional: Designa el tema de la conversación cuando esta gira en torno a una persona o un lugar.
  • Instrumental: Como su nombre indica, responde a la pregunta «¿con qué?» en una frase.

En segundo lugar, las terminaciones

Si practicas una conversación con un nativo y no tienes suficiente nivel, puede confundirte la terminación de las palabras. En un texto puedes verlo más detenidamente. Y es que las últimas letras de las palabras cambian dependiendo de los casos que hemos mencionado. Es algo parecido a lo que pasa con los verbos en los idiomas latinos. Para recordar cuáles son las terminaciones adecuadas, lo mejor es memorizar frases hechas y, sobre todo, intentar aprender cada día palabras nuevas.

Por otro lado, no intentes aplicar las reglas a todas las palabras rusas. A pesar de ser un idioma con muchas reglas, es complejo por contar con multitud de excepciones. Por eso, hasta que no las manejes bien, lo mejor es que aprendas las más utilizadas de memoria.

Aprende ruso desde casa viendo películas o series con subtítulos y, sobre todo, escucha música en este idioma; irás avanzando. En definitiva, ¡lánzate a aprender a leer ruso desde casa! Con un poco de paciencia y constancia, irás adquiriendo vocabulario.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.