Alemán

¿Cuánto tiempo para llegar al nivel B1 en alemán?

¿En cuánto tiempo puedo llegar al nivel B1 en alemán?

El alemán es un idioma clave para la vida laboral, especialmente con la creciente globalización. Incluso con un nivel intermedio, puedes aumentar las posibilidades de encontrar trabajo en determinados sectores. Pero, ¿cuánto tiempo es necesario para aprenderlo? En este artículo te explicamos cuánto te llevaría adquirir el nivel B1 en alemán. Recuerda que en italki te podemos ayudar en este camino.

El alemán, un idioma cercano (aunque no lo parezca)

Probablemente, hayas visto términos en este idioma y pienses que es demasiado distante. Hay quienes lo consideran extraño, difícil de entender o incluso imposible de aprender. La realidad nos muestra que no hay nada de cierto en esto y te lo demostraremos con datos:

  • Forma parte del indoeuropeo, la gran familia hipotética de idiomas de la que proviene el español.
  • Es una lengua germánica, al igual que el inglés o el neerlandés.
  • Cuenta con un alfabeto y una estructura gramatical similares a los del español, con ligeras diferencias.

Como has podido ver, su origen es compartido con el nuestro. Y sí, es cierto que puede resultar más complejo de asimilar que el italiano, el portugués o el catalán. Sin embargo, es bastante más sencillo que otras lenguas más lejanas, como el árabe, el chino o el japonés. Lo único que necesitas es poner esfuerzo y tener motivación por aprenderlo.

Entonces, ¿por qué el alemán es tan diferente del español?

La principal diferencia radica en su propio origen, cuyo nexo no se prolongó en el tiempo. Esta lengua pertenece a la familia de las germánicas, como explicábamos antes. El español, por su parte, es del grupo de las romances, como el francés o el portugués.

Si bien es bastante diferente del nuestro, quienes hablan inglés ya tienen una pequeña base. Como veremos después, hay numerosas coincidencias léxicas y gramaticales entre estos dos idiomas. Nuestro consejo es que adquieras libros en alemán nivel B1 y te detengas en las palabras «prestadas».

¿Cuánto tiempo se tarda en aprender alemán?

¿En cuánto tiempo puedo llegar al nivel B1 en alemán?

Pongamos que estás comenzando con el idioma y te interesa tener un nivel intermedio. Para ello, hemos escogido el B1 porque es cuando adquiere utilidad práctica. Con este grado de conocimiento, ya puedes hablarlo con relativa fluidez y componer oraciones de forma improvisada. Y lo más valioso: puedes practicarlo con un germanoparlante nativo.

Teniendo en cuenta las diferencias, te llevará algo más de tiempo comprender las lecturas en alemán de nivel B1. Por ello, el Goethe Institut (la institución pública de referencia para esta lengua) expone distintas cifras. En este sentido, necesitarías entre un año y dieciocho meses para llegar al conocimiento intermedio.

Claro está que todo depende de numerosos factores:

  • El número de horas a la semana (partimos de una base media con hora y media semanal).
  • La disciplina y el esfuerzo, que son claves para acelerar el proceso de aprendizaje.
  • El contacto con nativos y la aproximación a la cultura germánica, que te permiten mejorar sin darte cuenta.
  • La posibilidad de llevar el idioma a tu vida diaria mediante dinámicas o técnicas de estudio.

Si manejas todas esas variables, puedes reducir significativamente el tiempo de estudio. Eso sí, no busques hacerlo en uno o dos meses, ya que puede ser contraproducente. Obtener un conocimiento sólido implica tomarse un tiempo para la teoría y otro para la práctica. Las prisas no son buenas, lo mejor es que te centres en cuidar la calidad antes que minimizar la cantidad.

El alemán es un idioma complicado, ¿o no?

En este artículo hemos ido planteando la dificultad del alemán. Lo hemos hecho, precisamente, porque es la idea más extendida. Ahora bien, ¿y si no fuera así? Para muchas personas, este idioma es más fácil de lo que parece, y esta opinión merece un análisis detallado. A continuación, te descubrimos qué aspectos demuestran que el alemán es menos complicado de lo que se piensa.

Pronunciación más accesible

Seguramente hayas pensado que estamos ironizando, pero en absoluto es así. Claro está que pronunciar el alemán no tiene nada que ver con el español. Nuestro idioma es átono y muy pocos en el mundo son así (el tailandés, si acaso). El sistema fonético de la lengua germana es más simple que, por ejemplo, el del francés.

Lo más relevante es la práctica, en la que te llevarás una sorpresa. Los términos en francés se parecen tanto que, de no pronunciarlos bien, nadie te comprenderá. Sin embargo, el alemán puede ser algo más accesible en este sentido, ya que incluso sus palabras compuestas se perciben mejor.

Vocabulario menos extenso

El árabe tiene más de diez millones de palabras, según algunos autores. Por su parte, el coreano tiene algo más de un millón, mientras que el francés roza las 800 000. El finlandés, aunque parezca increíble, tiene un número infinito, puesto que todas se pueden transformar de numerosas formas.

¿Sabes cuántas palabras tiene la lengua germana? Posee unas 250 000, aproximadamente, aunque esta cifra tiene truco. Comúnmente se opina que tienen «una palabra para todo» y puede ser verdad. No obstante, hay que tener en cuenta su capacidad para combinar las más simples y formar otras más concretas. Por ello, todo es cuestión de lógica, y las lecturas en alemán de nivel B1 te ayudarán a desarrollarla.

Sistema verbal basado en la pronunciación

Te parecerá sorprendente, pero el español es considerado como uno de los idiomas más difíciles del mundo. Esto se debe a su particular sistema verbal, con un subjuntivo que ni siquiera todos los nativos dominan. Sin embargo, el alemán basa sus tiempos y modos en la fonética, así que su escritura no resulta tan compleja.

Como no es un idioma tan flexible en cuanto a sus formas verbales, el proceso de aprendizaje se acorta. Ten en cuenta que esta suele ser la parte de la gramática que más tiempo lleva en otras lenguas. Por lo tanto, recuerda esto cuando te digan que el alemán es un idioma muy difícil como para aprenderlo rápidamente.

Coincidencias con el inglés

El alemán y el inglés tienen más puntos en común de los que parece. De hecho, su vocabulario posee numerosos préstamos que facilitan el proceso de adquisición considerablemente. Nuestro consejo es que, cuando estés aprendiendo, hagas una lista con dos campos. Por un lado, agrupa esos «falsos amigos» que resultan engañosos y, por otro, los préstamos y calcos.

Estas son solo algunas demostraciones de lo que te decimos:

  • «Entrenador» se dice «trainer».
  • «Celebración» es «fest».
  • «Mochila» se traduce como «rucksack».

Ligero vínculo con el español

Los tres ejemplos anteriores son solo la punta del iceberg, ya lo descubrirás cuando comiences con un profesor de alemán. Te parecerá sorprendente, aunque algunos de ellos están presentes incluso en nuestro idioma por influencia de la globalización. Estas son algunas similitudes entre el español y el alemán:

  • Cuando algo nos gusta, decimos que es una «delicatessen».
  • El estilo desfasado y excéntrico recibe la denominación de «kitsch».
  • Los fantasmas que poseen objetos en la cultura popular se llaman «poltergeist».

Claves para aprender alemán en menos tiempo

¿En cuánto tiempo puedo llegar al nivel B1 en alemán?

Después de haber hecho un repaso por el proceso de aprendizaje, veremos cómo puedes acelerarlo. Ciertamente, hay numerosos trucos y consejos para obtener el nivel intermedio en menos tiempo. Nuestra recomendación es que planifiques tu tiempo de estudio y, sobre todo, que te preguntes por qué quieres aprenderlo.

Practica con libros en alemán nivel B1

La lectura en alemán es un recurso ideal para aprender sin darte cuenta. Habrá numerosas palabras y construcciones que no comprendas, pero no te preocupes. Tu cerebro aprenderá a identificarlas y las reservará para cuando las veas explicadas. Estas son algunas de nuestras propuestas:

  • Los bandidos (Die Räuber): drama del siglo XVIII que inspiró una ópera de Verdi.
  • El hombre de arena (Der Sandmann): obra representativa del romanticismo negro, siglo XIX.
  • Un mal despertar en Heidelberg (Böses Erwachen in Heidelberg): historia de misterio y de lectura fácil.

Descubre las maravillosas películas en alemán nivel B1

El cine alemán es bastante conocido internacionalmente y ha creado historias que merece la pena conocer. Una buena forma de aprender alemán es mediante algunos largometrajes que te permitirán familiarizarte con la pronunciación. Por ello, esta selección que hemos preparado te resultará muy útil para elegir:

  • La ola (Die Welle): publicada en 2008, narra de manera realista el auge de los extremismos.
  • El capitán (Der Hauptmann): de 2017, está ambientada en 1945, el final de la Segunda Guerra Mundial.
  • La cinta blanca (Das weiße Band): estrenada en 2009, tiene un contraste de ciencia ficción y misterio.

Lleva el alemán a tu vida diaria

Nuestro consejo más recurrente siempre es este, puesto que envolverte en el idioma es fundamental. Para llevarlo a tu vida diaria, puedes contactar con nativos, escuchar música en alemán o practicar por internet. También puedes hacer un viaje a Alemania y soltarte para ganar en seguridad y fluidez.

Como puedes ver, adquirir el nivel B1 en alemán puede llevarte menos tiempo del que piensas. En ese sentido, lo más importante es planificar adecuadamente tu estudio y comprender que esta lengua no es tan lejana. En italki ponemos a tu disposición todo lo que necesitas para que puedas hacerlo de forma rápida y eficaz. ¡Propóntelo y aprende alemán!

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.