Aprende japonés: nivel inicial
Japonés

Aprende japonés: nivel inicial

Cuando nos proponemos aprender lenguas que no usan el alfabeto latino, como es el caso del japonés, a menudo se nos puede hacer bola. Como siempre en italki, nuestros tutores os acompañarán de manera impecable si decidís aventuraros a aprender el idioma del país del sol naciente. Aun así, en este artículo os queremos proponer algunos trucos que podéis aplicar para aprender japonés de manera más fácil y mejorar vuestras aptitudes entre clases, ¿nos acompañáis a conocer estos pasos?

Empezamos con el lenguaje oral

Como consejo general, os decimos que optéis por ir primero a por el japonés oral. Como el sistema de escritura japonés es muy diferente al nuestro, sin duda, os será más fácil empezar por aprender cómo se dicen algunas palabras, antes de lanzaros a ver su escritura. Para ello, te recomendamos que escuches y aprendas a pronunciar sus consonantes y vocales repitiendo las palabras en voz alta, sobre todo aquellas de uso más común. Queremos empezar contando que una de las bases del japonés es que cuenta con tan solo 5 vocales, cuyo sonido es muy similar a sus equivalentes respectivas en lengua española. Para llevar a cabo esta práctica, y como hemos hecho anteriormente en otros posts, os recomendamos que os decidáis a ver películas y series en japonés con subtítulos en vuestro idioma.

La cultura japonesa nos ha dejado con grandes obras audiovisuales que puedes mirar para empezar. Si te gusta la animación, te recomendamos que optes por echarle un ojo a las películas de Studio Ghibli; responsable de aclamados títulos como: El viaje de Chihiro (2001), Mi vecino Totoro (1988), La princesa Mononoke o La tumba de las luciérnagas (1988).

Aprende japonés: nivel inicial

Aprende Hiragana

Cuando ya hayas adquirido este conocimiento oral que te dará el audiovisual, puedes seguir con el Hiragana (平仮名 o ひらがな). Este es uno de los dos silabarios utilizados en la lengua japonesa (junto con el Katakana) y representa principalmente sílabas y vocales, gracias a las cuales se puede escribir cualquier sonido de este idioma. Además, cabe destacar que se utiliza también en las terminaciones de verbos y adjetivos, así como para preposiciones y partículas. Por lo que tener una buena base de este silabario, te será muy útil para avanzar con el japonés. Te proponemos que empieces con el Hiragana, ya que tan solo tiene 46 caracteres, así que te será sencillo aprenderlos y podrás pasar rápidamente al siguiente nivel de aprendizaje con una base bien construida.

¡A por el Katakana!

Ahora vamos a por el anteriormente mencionado Katakana. Cada sonido en Hiragana tiene su equivalente en Katakana; así que, si ya tienes los del primero bien memorizados, te costará menos asimilar el segundo. Ten en cuenta que el Katakana tiene también 46 caracteres y que se usa principalmente para palabras extranjeras y onomatopeyas.

Expresiones, pronombres, verbos y vocabulario

Una vez te hayas aprendido estos silabarios, es momento de ir a por las expresiones más comunes de este idioma, así como sus pronombres, cierto vocabulario, adjetivos calificativos y adjetivos demostrativos. Una vez llegados a este punto, te recomendamos algunos trucos para que el conocimiento adquirido se te vaya quedando.

Empieza por decir las nuevas palabras aprendidas cada día en voz alta. Está demostrado que decir las palabras en voz alta ayuda mucho más a memorizarlas que solo leerlas en silencio. Además, si las repites varias veces, casi seguro que se te van a quedar. Para hacerlo puedes ponerte horarios y repetirlas, por ejemplo, mientras te lavas los dientes o en la ducha, así cogerás el hábito de hacerlo cada día. Recuerda que no hace falta que sean muchas al día, con una cifra como 9 ya irás viendo progreso.

También te animamos a que, cuando aprendas una palabra nueva, intentes construir una frase de ejemplo con ella. Hacer el esfuerzo de tener que pensar cómo utilizar bien esta palabra en una oración, hace que sea mucho más fácil que luego la recuerdes; además te ayudará aún más si creas frases que tengan un significado para ti y que puedas relacionar con las palabras.

Anteriormente hemos hablado del audiovisual para empezar de un principio con el japonés oral, pero una vez ya tienes vocabulario, puedes optar por leer un libro en japonés. De este modo, te recomendamos que, cuando lo estés leyendo, apuntes las palabras que te resulten más curiosas o que aún no entiendas para reforzarlas luego.

Ahora es momento de la gramática

Sustantivos, adjetivos y tiempos verbales… ¡Por fin hacen su aparición! Si ya tienes las bases anteriores claras, cuando sea el momento de llegar a este punto te será fácil. Para empezar, queremos contarte una de las bases que te va a ayudar cuando estés en este punto: ten en cuenta que la estructura de la oración en este idioma es ‘sujeto-objeto-verbo’.

Los famosos Kanjis

Los kanjis son los grandes temidos del japonés, muy parecidos por cierto a los caracteres chinos. Empezamos por la definición de que es un kanji: Los kanjis son caracteres que representan en sí mismos conceptos e ideas y son totalmente indispensables para llegar a dominar el japonés.

Oficialmente existen más de 1.900 kanjis, pero no temas, no hace falta que los aprendas todos, hay algunos que se utilizan muy poco. Podemos decir que una persona alcanza el nivel intermedio cuando sabe 300 kanjis.

En primer lugar, te proponemos que aprendas los kanjis radicales y sus significados, puesto que más adelante te ayudarán a memorizar nuevos kanjis. Estos de los que hablamos son unos 214. Una vez sepas reconocerlos todos, te aconsejamos que sigas con los kanjis de uso más cotidiano y también con aquellos que pertenezcan a temas de tu interés.

Aunque parece un idioma un poco intimidante de aprender por sus diferencias con el español, te aseguramos que siguiendo un buen método y con disciplina aprender japonés no tiene por qué ser difícil, además los profesores de japonés de italki te van a ayudar con esta tarea y van a hacer de tu aprendizaje una maravillosa y divertida experiencia. Te deseamos toda la suerte en esta aventura idiomática がんばろう (¡Mucha suerte!).

Related Posts